GASTRONOMIA


Acercarse a la cocina española se convierte en una deliciosa travesía en Mallorca, restaurante y pastelería que desde 2016 recibe a comensales en sus dos sucursales ubicadas en la Ciudad de México. A través de desayunos, comidas y cenas, así como de una amplia propuesta de repostería, bocadillos salados y bollería artesanal, Mallorca enamora y satisface los sentidos.

La tradición de Mallorca se remonta al año de 1931 en la ciudad Madrid (España), donde Bernardino Moreno y su esposa María García desarrollaron un concepto culinario que décadas más tarde evolucionó y cruzó el Atlántico para compartir con México exquisita bollería, postres y platillos preparados de forma artesanal, al momento y con productos de gran calidad.

La cocina de Mallorca tiene una arraigada tradición española que se disfruta en platillos como bocadillos salados, tortilla de patata jugosa, tostas de jamón Ibérico, tablas de embutidos, arroz a la llauna y pulpo a las brasas. Además, Mallorca mima a los comensales con creaciones de inspiración mexicana como chilaquiles con salsa morita o chipotle.

Alonso Cedillo, chef ejecutivo de Mallorca y especializado en cocina mediterránea, se ha enfocado en integrar un vasto menú para ser degustado en distintos momentos del día.


“En Mallorca nos enfocamos en la elaboración de alimentos que deleitan por la calidad de los insumos y por el sabor, y los cuales guían a los comensales hacia un recorrido por la cocina española, sin olvidarnos de ofrecer propuestas culinarias de esencia mexicana. Sabemos que España y México son naciones unidas histórica, cultural y gastronómicamente, por ello en Mallorca éstas cocinas tienen su punto de encuentro y expresión”, comenta el chef Alonso Cedillo.

Por su parte, Teresa Soto, chef repostera y panadera de Mallorca, es la encargada de enamorar a los paladares con exquisitas piezas artesanales saladas y dulces, las cuales se ofrecen en el restaurante, o bien para llevar a casa y disfrutar en compañía de la familia. Tortel de mazapán, ensaimadas, caracolas y la palmera de trufa son algunos de los imperdibles.

Para quienes buscan un lugar casual y tranquilo para degustar platillos de gran sabor, nada mejor que Mallorca, el restaurante que recibe a todos los comensales dispuestos a gozar de creaciones culinarias excepcionales.


Comentarios

Entradas populares de este blog

Minari

TECNOLOGIA

ENTRETENIMIENTO